Cuentas y Tarjetas

Tarjetas gratis y sin comisiones

Si quieres adquirir una tarjeta para realizar las gestiones básicas de tu dinero, lo mejor es que recurras a las tarjetas de débito y crédito gratis y sin comisiones. Podrás disponer de forma rápida de tu dinero y realizar un pago urgente. Infórmate de sus requisitos y condiciones incluso estando en alguna lista de morosidad.

Kreditiweb

Kreditiweb es un agregador de financiación online que te conecta de forma fácil y segura con las mejores entidades financieras del mercado. Descubre la mejor tecnología y encuentra el producto financiero que necesitas.

Información

Solicitud

100% online

Gratuito

Sin tasas ocultas

Rapidez

En menos de 2 minutos

La financiación que necesitas al alcance de tu mano, con las mejores condiciones para ti.

Inicia tu solicitud online, sin compromiso y totalmente gratis.

Analizamos cada solicitud de forma 100% personalizada, según tu perfil financiero.

Conecta con la entidad que más te convenza, ¡y consigue tu financiación!

¿Qué son las tarjetas gratis y sin comisiones?

 

Las tarjetas de débito gratis y sin comisiones son, por lo general, tarjetas de fácil aprobación. Los productos financieros gratis o sin comisiones son los que se adquieren sin tener que abonar coste alguno por su emisión y por lo que tampoco se nos cobrarán comisiones en forma de pagos por expiración, renovación o mantenimiento.

Las tarjetas gratis y sin comisiones son el producto básico que la entidad emitirá para que puedas realizar todas las operaciones y gestiones de tu cuenta. El propósito de estas tarjetas es que puedas disponer de un producto básico sin tener que abonar las elevadas comisiones que en ocasiones se les asigna a los productos bancarios. 

 

¿En qué debes fijarte para solicitar tarjetas gratis y sin comisiones?

 

Se podría decir que las tarjetas de crédito sin comisiones se destinan a la parte de la población que le basta con las prestaciones básicas de este producto, por lo que se relacionan con las tarjetas bancarias para jóvenes

  •   Disponibilidad del producto:   Infórmate bien sobre sus condiciones, ya que en algunos casos solo será gratuita durante el primer año, después se te empezarán a aplicar comisiones por mantenimiento o renovación. 
  •   Condiciones de uso:   Estudia las condiciones de uso de la tarjeta, ya que las tarjetas gratis y sin comisiones pueden llevar asociadas condiciones ocultas que si no cumples encarecerán su uso y se te cobrarán comisiones o intereses. En algunos casos debes disponer de una cantidad mínima en la tarjeta. 
  •   Vinculaciones:   Para evitar las comisiones y los intereses excesivos, en algunos casos deberás cumplir con ciertos requisitos como vinculaciones o contratación de otros productos. Analiza si estas te interesan y se ajustan a tus intereses, o si por el contrario las puedes evitar. 

 

¿Cómo solicitar tarjetas gratis y sin comisiones?

 

Pero, ¿sabes cómo conseguir las mejores tarjetas de crédito gratis y sin comisiones? Pues bien, antes deberás conocer algunas de las características de las tarjetas gratis y sin anualidad, ya que en algunos aspectos serán distinguibles. 

 

  • Libre de comisiones
  • Límite del importe disponible 
  • Cumplir condiciones como realizar número mínimo de movimientos
  • No podrás disponer de tarjetas complementarias
  • Funciona como el resto de tarjetas de crédito
  • Operaciones limitadas

 

Tendrás dos opciones para solicitar una tarjeta gratis y sin comisión. Podrás hacerlo de forma online en la misma página web de la entidad, o acudiendo a la sucursal más cercana de la entidad en la que deseas contratar la tarjeta. 

 

 

  • Solicitar tarjeta en la sucursal:

Acude a tu sucursal y solicita una tarjeta de crédito gratis y sin comisiones. Se te informará de todos los productos de los que disponen, pero fíjate en que la mayoría de tarjetas de débito gratis se te ofrecerán junto con la adquisición de una cuenta bancaria. Analiza las condiciones y de cada una y selecciona la que más se ajusta a tu búsqueda. 

 

  • Solicitar una tarjeta vía online:

Si ya sabes qué tarjeta quieres y en qué entidad contratarla, solo tendrás que acudir a la web de la entidad y seleccionar la opción “contratar tarjeta”. Si no tienes claro qué tarjeta de crédito quieres, puedes recurrir a un comparador de tarjetas de crédito y una vez te decidas, realizar la misma operación.