Préstamos

Préstamos rápidos a plazos

Es probable que todos hayamos tenido alguna vez necesidad de conseguir dinero de manera rápida. Los préstamos rápidos a plazos ayudan de manera muy eficaz a esa emergencia de liquidez, pero también que te dan la posibilidad de devolver el dinero cómodamente según los plazos acordados. Te contamos todo lo que necesitas saber.

Préstamos rápidos a plazos

Gracias a los préstamos rápidos, podrás adquirir la financiación que necesites para cualquier inconveniente, gracias a su flexibilidad, rapidez y sencillez solicitar un préstamo nunca había sido tan fácil.

Información

Importe

Desde 100€

Plazos

Cómodos

Tipo

Préstamo

Para solicitar tu préstamo rápido a plazos, solo debes consultar los requisitos y condiciones de tu entidad.

Podrás adquirir este tipo de préstamos de manera rápida, flexible y con total comodidad a la hora de devolver el préstamos.

Una de las condiciones más importantes es que tengas unos ingresos regulares, así la entidad se asegura una solvencia para hacer frente al préstamo.

Infórmate. Solicita información sobre cualquier duda o detalle de tu contrato que no comprendas.

¿Qué son los préstamos rápidos a plazos?

 

Los préstamos personales online se caracterizan por ser productos financieros más ventajosos y accesibles. En el caso de los préstamos personales rápidos a plazos se caracterizan  por contar esa flexibilidad a la hora de  conceder el dinero pero, además, por dar la posibilidad al usuario de hacer la devolución en diferentes cuotas o mensualidades. 

 

¿En qué fijarse al solicitar préstamos rápidos a plazos?

 

El hecho de solicitar un crédito rápido no quiere decir que no debemos fijarnos en las condiciones que nos ofrecen. Además de en los plazos, debemos observar otras variantes que determinarán si estamos contratando un buen préstamo o no. 

  •   TAE baja:   Es muy importante que la Tasa Anual Equivalente sea baja. Se trata de un indicador que marca cuál será el valor de nuestro préstamos, por lo que cuanto menor sea, mejor para nosotros.
  •   Comisiones:   No servirá de nada tener unos intereses bajos si después nos obligan a pagar comisiones por todo. Es necesario tener en cuenta si la entidad nos cobrará comisiones de apertura, cancelación anticipada, gestión, etc.
  •   Vinculaciones:   Sobre todo en el caso de acudir a una entidad tradicional, es posible que nos soliciten contratar otros productos para obtener el préstamo o mejores condiciones de este. Debemos valorar si nos conviene contratar estos productos antes de tirarnos a la piscina ya que tal vez implique un gasto innecesario. 
  •   Accesibilidad:   Si buscamos un préstamo rápido a plazos este punto es muy importante ya que la facilidad con la que podamos acceder al crédito marcará que lo escojamos o no. En estos casos, los préstamos online rápidos a plazos son la mejor opción ya que son más flexibles que las entidades tradicionales. 

 

En cualquier caso, antes de  solicitar el préstamo, te recomendamos utilizar un comparador de préstamos personales. Se trata de un servicio gratuito que permite analizar tu perfil financiero y mostrar las entidades dispuestas a concederte el préstamo que buscas con las mejores condiciones. 

 

Tipos de préstamos rápidos a plazos

 

Aunque se podría considerar que todos los préstamos personales ofrecen plazos de devolución, se podrían diferenciar según la cantidad y el tiempo de devolución

 

  •  Microcrédito online a plazos: 

En el caso de los microcréditos online, son una buena forma de conseguir el dinero extra que necesitamos de forma urgente. Características de los microcréditos online a plazos:

    • Puedes conseguir préstamos rápidos online desde 50 hasta 1.000 euros de manera rápida.
    • El plazo de devolución del préstamo oscila entre los 5 días y los 12 meses. 
    • La principal ventaja de los créditos rápidos online a plazos es que no requieren requisitos ni papeleo.
    • Una vez concedido, el dinero llega al instante.
 
  •  Préstamos personales a plazos: 

Los préstamos rápidos para pagar a plazos normalmente están destinados a financiar proyectos personales. No suelen ser cantidades demasiado elevadas de dinero, por lo que se pueden devolver en pocos meses. 

    • Podemos obtener préstamos desde 2.000€ hasta 40.000€. 
    • Nos permiten la devolución del dinero en plazos de entre 36 y 96 meses.
  •  Préstamos a plazos con aval: 

En este tipo de préstamos a plazos hablamos de cantidades más elevadas para las que la entidad financiera solicitará presentar un aval como garantía de pago. Se trata de préstamos con aval de coche, para lo que es necesario ser el titular del vehículo que dejamos como aval.

    • Podremos obtener prestado el valor de la tasación del vehículo. Este no debe tener más de 10 años de antigüedad, aunque algunas entidades rebajan este límite a los 6 o 7 años. 
    • La devolución tendrá un plazo de entre 1 y 5 años.

 

  • Préstamos con garantía hipotecaria:

En este caso hablamos de una cantidad de dinero tan alta que la entidad nos exigirá disponer de un inmueble a nuestro nombre y libre de cargos que podamos disponer como garantía de pago. Se trata de una buena opción para aquellos que no disponen de un buen perfil financiero. 

    • Permiten conseguir hasta un 80% del valor del inmueble, aunque depende de la entidad. 
    • Al tratarse de una cantidad elevada de dinero, nos permiten devolverlo hasta en 20 años.